Todo lo que debes saber sobre la demencia.

0
Rate this post

Muchos mitos surgieron alrededor de la demencia. Para brindar la mejor atención a los pacientes, vale la pena saber qué hechos se encuentran en línea con el último estado de conocimiento.

Mito 1: Demencia = enfermedad de Alzheimer

Realidad: este es uno de los mitos más repetidos sobre la demencia. Por lo tanto, vale la pena recordar que la demencia es un concepto general que incluye un grupo de trastornos. Estos incluyen: enfermedad de Alzheimer, demencia vascular, demencia con los cuerpos de Levy, demencia frontotemporal. Esto significa que la enfermedad de Alzheimer puede ser la causa de la demencia, pero no se puede poner un signo de igualdad entre estos dos conceptos.

Mito 2: la demencia es un signo normal de envejecimiento

Realidad: ¡La demencia no es un signo natural del envejecimiento! Debe recordarse que muchas personas envejecen y mueren sin sufrir demencia. La demencia es un conjunto de síntomas causados ​​por una enfermedad cerebral y tiene un curso crónico. Al igual que con muchas enfermedades que afectan a las personas: la demencia «no elige», todos pueden enfermarse. Es más, de hecho, incluso las personas menores de 40 y 50 años lo consiguen. ¿De dónde viene el mito de que la demencia es un rasgo normal de la vejez? Entre otras cosas, porque muy a menudo los pacientes se diagnostican demasiado tarde y la aparición de síntomas aumenta con la edad. Por lo tanto, la demencia se asocia con el signo normal de envejecimiento, que es un error.

Mito 3: Demencia significa problemas con la memoria.

Realidad: en la demencia, el cerebro del paciente es ineficiente, lo que causa varios tipos de trastornos. Pueden ser trastornos de la memoria, pero también: pensamiento, orientación, comprensión, conteo, habilidades de aprendizaje, evaluación (estas son las llamadas funciones cognitivas de un ser humano). En el caso de la enfermedad de Alzheimer, las neuronas responsables de la memoria se destruyen en una etapa temprana. Por esta razón, la demencia a menudo se asocia con la pérdida de memoria, e incluso coloquialmente se llama esclerosis. Esta simplificación es falsa y perjudicial para quienes están bajo cuidado. Los síntomas de demencia pueden ser diferentes en cada persona enferma. Ser conscientes del hecho de que esta enfermedad tiene un impacto negativo en muchos aspectos (no solo de memoria), nos permite brindar una mejor atención a las personas que la padecen.

Mito 4: No puedes ayudar a una persona con demencia

Realidad: es cierto que la medicina aún no ha inventado un medicamento efectivo para la demencia que detenga o cure la enfermedad. Por este motivo, puede encontrar la opinión de que cuando alguien sufre de demencia, no puede ayudarlo de ninguna manera. ¡Pensar así es un error! Para una persona que sufre de demencia, podemos hacer mucho para asegurarle una vida digna. Tales cosas incluyen, por ejemplo, la adaptación adecuada al hogar, la activación (incluidos los ejercicios, la inclusión en las actividades cotidianas) o asegurar que el paciente sea independiente mientras sea posible.

Mito 5: La demencia se transmite genéticamente.

Realidad: muchas personas piensan que si alguien en la familia tuviera demencia, también se enfermaría. Sin embargo, el estado de las últimas investigaciones muestra que no podemos decirlo al 100%. Sólo algunas formas de demencia son heredadas. Esto significa que si alguien en nuestra familia tiene demencia, podemos hacerlo, pero no necesitamos enfermarnos. Incluso si estamos en riesgo, todavía podemos cambiar mucho en nuestro estilo de vida para reducir el riesgo de enfermarnos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here