Las mejores cremas que funcionan en la piel grasa

0
Rate this post

Las mejores cremas que funcionan en la piel grasaDebemos cuidar nuestra piel, pues los efectos de la edad le suceden a todo el mundo. Para ello, hay que tener presente que cada persona tiene un tipo de piel diferente, y de ahí que exista una gran variedad de productos con sus vertientes. Las características de nuestra piel favorecen o no la efectividad de las cremas, aceites, mascarillas, maquillaje o cualquiera de los productos que aplicamos sobre ella. A continuación analizaremos todo lo importante que hay que saber sobre la piel grasa y los productos más idóneos para tratarla.

Cómo comprobar si tu piel es grasa

Como bien indica su nombre, existe la normal, que es cuando se encuentra equilibrada y funciona correctamente. Sin embargo, esta situación es algo difícil de encontrar porque debería tener todas estas características: ser luminosa, fina, suave, terca y flexible.

Esto no suele suceder debido a que, cotidianamente, la piel está expuesta a diversos factores agresivos. Por eso, se definió que hay otras tipologías que son las más comunes. La piel grasa la puedes identificar porque tiene brillo y un tacto aceitoso, especialmente en la llamada zona T: frente, mentón y nariz. Además, se podrían notar poros dilatados, granitos y/o puntos negros, más que nada en los costados de la nariz, textura resbaladiza o áspera.

Antes de usar cualquier crema hidratante, es indispensable saberlo porque, en base a esto, se puede conseguir una efectividad aún mayor. Para tener un resultado mucho mejor, podes hacer lo siguiente:

  • Lavarte la cara con agua templada y dejarla secar.
  • Observar minuciosamente el aspecto que queda en la piel y lograr identificar las características previamente mencionadas.

Si ya lograste distinguir tu tipo de piel, ahora lo que podes hacer es consultar con un especialista para saber cuál es el mejor cuidado que le podes ofrecer.

Causas más comunes

Genética

La genética también determina nuestro tipo de piel. La secreción sebácea se controla mediante hormonas, y las respuestas de las glándulas sebáceas estas hormonas está condicionada por los genes.

Cambios hormonales

Durante la pubertad y otros eventos vitales, las fluctuaciones hormonales pueden provocar un aumento en los niveles de andrógenos. Los andrógenos son hormonas masculinas presentes en hombres y mujeres que señalan la maduración de las glándulas sebáceas de la piel. A medida que estas glándulas maduran, aumenta la producción de sebo. Cuando el exceso de sebo queda atrapado en el poro y se combina con células muertas de la piel y bacterias se producen todo tipo de imperfecciones como granos o puntos negros.

Estrés

El estrés hace que sudemos, así que una persona que viva con un alto nivel de estrés durante las 24 horas del día tendrá más problemas de piel grasa. El motivo de por qué sudamos cuando estamos bajo estrés no está todavía claro. Muchos expertos creen que podría ser un mecanismo evolutivo defensa.

Causas ambientalesCausas ambientales

El exceso de humedad hace que la piel sude y se vuelva grasienta. Del mismo modo, la dieta influye sobre la producción de sebo.

¿Puedes cambiar tu piel grasa?

Tu tipo de piel puede evolucionar con el paso del tiempo y para mantenerla hermosa, debes aprender a reconocer estos cambios.

Si notas que tu rostro empieza a verse más brilloso que antes, más reseco o produce más grasa que en otra etapa de tu vida no te asustes, es normal que con el paso del tiempo tu piel cambie y tenga necesidades diferentes. Además hay distintos factores que pueden influir en esta situación ya que tu cutis es un reflejo de tu salud interior.

Normalmente la primera vez que un experto diagnostica tu tipo de piel eres muy joven y el lineamiento de piel mixta, grasa o seca que te dan es el que utilizas a lo largo de tu vida para seleccionar los productos con que cuidarás y maquillarás tu cutis, pero cuando este cambia debe cambiar también tu rutina de cuidados y productos de uso diario.

Las variaciones en la piel pueden darse por el paso del tiempo, envejecimiento, estrés o variaciones hormonales que tu organismo sufre debido al acelerado ritmo de vida actual, mala nutrición o poco descanso; pero estos cambios nunca son drásticos y si tomas las medidas adecuadas tampoco son definitivos.

Si tienes piel grasa y deseas eliminarla para siempre, difícilmente pueda ocurrir. Lo que se puede hacer es controlar sus efectos mediante cremas y tratamientos idóneos.

¿Qué debe tener una buena crema de tienda dedicada a la piel grasa?

Antes de elegir una crema hay que cerciorarse de que realmente éste es tu tipo de piel, porque de lo contrario se podría acentuar la oleosidad del rostro. Debido a sus características, las pieles grasas requieren de una rutina de cuidado y limpieza con productos que sean formulados especialmente para tratar sus necesidades y no incluyan componentes que añadan más grasa a la piel y obstruyan los poros.

La crema hidratante es un producto muy importante para cuidar la piel, y contrario a lo que muchas mujeres puedan pensar, la piel grasa también requiere de hidratación. La idea es aportar agua, en lugar de grasa y tratar las imperfecciones, por ello la crema hidratante para piel grasa debe ser libre de aceites para que se pueda encontrar el equilibrio deseado. Lo que debemos saber es que la piel grasa necesita de hidratación, pero no de humectación. Por otro lado, también es importante que sea crema hidratante y no humectante, pues la piel grasa tiene humectación de sobra, y lo que realmente requiere es una hidratación en las capas más profundas.

Las mejores opciones que puedes elegir

  1. Crema hidratante Vinosuorce de Caudalie

Es perfecta para tratar las necesidades de una dermis grasa del rostro, ya que posee una fórmula especial compuesta por propiedades de la uva. Es antioxidante y se adhiere a tu piel de forma rápida hidratándola y sin dejar brillo.

  1. Crema Gelee hidratante de Kenzoki

Este producto hidrata tu piel en segundos gracias a su compuesto de agua que se absorbe inmediatamente a tu piel. Además posee polvos matificantes que eliminan el brillo de tu piel grasa y reduce la producción del sebo. Ideal para usarla en las mañanas antes de maquillarte y por las noches después de la ducha.

  1. Tratamiento regenerador purificante de CellActive

Este tratamiento es sumamente recomendado en los casos de piel excesivamente grasa y con presencia de acné, ya que ayuda a eliminar las marcas producidas por el acné y a minimizar las cicatrices mientras hidrata y protege la piel de las impurezas, evitando la obstrucción de los poros.

  1. Crema en gel matificante de Yves Rocher

Es una magnifica crema en gel para tratar las necesidades de la piel grasa. Esta formulada con polvo de Baikal, el cual procede de la raíz de Escutelaria y contiene propiedades que reducen la producción de sebo. Hidrata y purifica la piel haciendo que esta respire de nuevo minimizando los poros y matificando la piel.

  1. Effaclar mat hidratante sebo-reguladora de la Roche-Posay

Es una crema hidratante ideal si tienes una piel grasa y a la vez sensible, ya que neutraliza los poros e hidrata tu piel por más tiempo. Gracias a su fórmula libre de aceite, reduce la producción de sebo en su origen.

3 recetas de cremas caseras

Aquí te explico 3 recetas para crear productos caseros ideales para tu piel grasa.

Mascarilla de pepino, limón y la fresa

Selecciona un pepino bien fresco, un limón grande o varias fresas maduras y échalas en la batidora. Si no se licuan adecuadamente, ayuda vertiendo un poco de agua hervida, de manera que queden hecho un puré. Aplícatelo sobre el rostro y deja que esa mascarilla, también nutritiva, actúe al menos por diez minutos. En ese tiempo intenta recostarte y relajarte y no te expongas al sol.

Después aclara el rostro con agua fresca. No mezcles los ingredientes, aunque sí puedes alternarlos aplicando una mascarilla diferente cada semana.

Mascarilla negra casera para eliminar el acnéMascarilla negra casera para eliminar el acné

Límpiate la piel grasa de la cara con una toallita desmaquillante o con un poco de agua. Calienta agua y, cuando esté hirviendo, coloca dos sobres de manzanilla. Esto permite abrir los poros antes de poner la mascarilla. Para que tenga un buen efecto, colócate cerca de donde está el agua con la manzanilla y deja que el vapor llegue a tu cara. Déjalo actuar 15 minutos.

Ahora coloca dos sobres de grenatina sin sabor en un bol, dos cucharadas y media de leche y remúevelo hasta que quede bien espeso. Echa un poco de carbón activado (lo tienes en polvo o en pastillas que debes machacar). Calienta la grenatina 10 segundos en el microondas, añade el carbón y muévalo mucho para que no quede grumos. Lo vuelves a meter en el microondas por 5 segundos. Deja que se enfríe un poco y se formará una crema hidratante. Extiéndela por toda la cara durante 15 o 20 minutos.

Mascarilla casera de Salvia para piel grasa

Haz una infusión bien concentrada de hojas de salvia, cuando se refresque toma dos cucharadas y mézclalas con una de yogurt natural. Cuando esté fría, aplícatela sobre el rostro y déjala secar, luego aclara con agua fresca.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here